Provincias de la región de Emilia Romaña

Consulta los pueblos y ciudades de cada provincia

Situacion de la Region de Emilia Romaña en Italia
Localización de Emilia Romaña

Informacion sobre Emilia Romaña

La Emilia esta situada en el norte de Italia.
Situada en el corazón de la Italia central, Emilia Romaña es una región rica en su diversidad de paisajes y lugares históricos y artísticos extraordinarios. Su floreciente industria hacen de ella una de las regiones más prósperas del País.

Los pórticos que protegen y sombrean los paseos en las calles del centro histórico de Bolonia, la infinita extensión multicolor de las sombrillas en las soleadas playas romañolas. La ciudad moderna, dinámica, rica, pero todavía capaz de conservar su aspecto humano, y la extensa costa atestada de turistas que llegan cautivados por el irresistible trío sol-mar-diversión.
¿Es esta Emilia-Romaña? Sí, es ésta.

Y mucho más todavía, empezando por su patrimonio histórico, artístico y cultural: extraordinario.

Una de las regiones más prósperas de Italia, Emilia-Romaña es un cofre gigantesco con alhajas monumentales y obras maestras artísticas, con antiguas y famosas universidades, con modernos centros deformación artística y cultural.

En Bolonia, la capital, es una ciudad moderna, dinámica y uno de los centros comerciales e industriales alimentarios más prósperos de Italia. Con un patrimonio histórico, artístico y cultural extraordinario, Bolonia ofrece numerosas actividades e itinerarios a sus visitantes. El centro de la ciudad es un conjunto de elegantes edificios y calles con casi 50 km. de pórticos. La Plaza Mayor ha sido desde siempre el corazón de la ciudad, con la fuente de Nettuno y grandes edificios medievales. Cerca de ella se alzan las torres de los Asinelli y de la Garisenda, dos de las pocas que se conservan de las edificadas en el s. XII por algunas familias de Bolonia. También destaca la catedral gótica de San Petronio, la Abbazia di Santo Stefano y la Pinacoteca Nacional.
Sede de la más antigua universidad italiana (siglo XI), son realmente innumerables los monumentos de gran nivel artístico. Entre todos recordemos las dos antiguas, ademas de las mencionadas, destacan sus grandes edificios medievales, y la catedral gótica de San Petronio, donde Carlos V fue coronado emperador en 1530.

En las afueras de Bolonia, no hay que olvidar las obras de arte bizantinas de Ravena (Ravenna), el bautisterio medieval de Benedetto Antelami en Parma, el templo malatestiano de Forli, el antiguo palacio municipal de Piacenza, el santuario de la Virgende la Ghiara, del siglo XVII, en Reggio Emilia, la espléndida galería Estense de Módena y el armonioso y todavía intacto centro histórico de Ferrara.

Y... buen provecho. ¿Qué tiene que ver? Entren en un restaurante emiliano o romañolo y lo entenderán.

Naturaleza y castillos

En Emilia Romagna se encuentran un gran número de testimonios medievales y renacentistas: unos 150 castillos, palacios y aldeas históricas.
La región cuenta con 1 parque nacional, 9 parques naturales y 12 reservas naturales entre los que destaca el Parque Regional Delta del Po, el más extenso, que presenta una rica fauna a la vez que un gran patrimonio cultural, con la Abadía de Pomposa, Comacchio o el Castillo de la Mesola. Destacan las zonas pantanosas de Valli di Comacchio, al norte de Ravenna, y Valle Bertuzzi, con una particular vegatación, donde anidan los flamencos desde la primavera hasta el otoño; el Bosque de la Mesola, donde crecen árboles de imponentes dimensiones; el Oasis de Ponte Alberete, último bosque inundado de la región, y los pinares de Ravenna, S. Vitale y Cervia.

Las costas

La costa de la región recorre 110 Km. por el litoral adriático, desde el gran delta del río Po a Cattolica. De norte a sur se encuentran las grandes lagunas, los Valles del Comacchio y extensos pinares que coronan las amplias playas. La región posee una infraestructura turística de primer orden, donde destaca la playa de Rímini, y las localidades como Cervia, Cesenatico, Rímini y Riccione. Su fama como lugar de vacaciones es fruto de la gran belleza del paisaje, de sus largas costas de arena fina, de su templado clima, de sus numerosas actividades deportivas y de su intensa vida nocturna.

Deportes

El delta del río Po es un lugar de parajes espectaculares que pueden contemplarse a caballo o en bicicleta.
Para los amantes del trekking y la bicicleta de montaña existen numerosos itinerarios por las montañas, entre los que destaca el Parque Foreste Casentini y su cascada de Acquacheta.
Esta región, con 18 estaciones de esquí, ofrece más de 250 Km. de pistas perfectamente equipadas a los amantes de este deporte.